Algo salió mal!

Alumnos de San Blas de Los Sauces viajarán a Técnopolis por ganar la feria de ciencia

Milagro Liz Fuentes y Lautaro Rodríguez, alumnos de segundo grado de la escuela “Flaviano de la Colina” de la localidad de Schaqui, San Blas de Los Sauces, ganaron en la etapa provincial de la Feria de Ciencias con su trabajo Toponimia Sauceña y visitarán en noviembre el complejo Tecnópolis, en la provincia de Buenos Aires. Los docentes agradecieron al Gobierno de La Rioja la colaboración recibida y explicaron la temática presentada.

Martes 28 de Octubre de 2014

30981_1414502936.jpg

Los jóvenes estudiantes sauceños, acompañados por las docentes, Silvia Sotomayor y Ana Sotomayor, superaron la etapa departamental  para presentarse en la instancia provincial de la Feria de la Ciencias. Su trabajo se enmarcó en el área de Ciencias Sociales y llevó como título, Toponimia Sauceña.  

 

Los propios alumnos manifestaron  que  “Toponimia Sauceña”  es el estudio del origen y el significado de los nombres de los pueblos sauceños. En el proyecto trabajaron los alumnos de segundo grado A y B.

 

Milagros Liz Fuentes expresó que “quisimos transmitir las costumbres y lenguaje de los diaguitas,  aborígenes que poblaron nuestro suelo, aprender de ellos y adquirir el compromisos del cuidado de los nombres y de los lugares arqueológicos”.  Apuntó que “planteamos además en este proyecto como objetivo general, promover el conocimiento de la lengua Kakán, aprendiendo el significado de apellidos aborígenes de nuestros departamento,  siendo el objetivo específico, investigar la vida, costumbres y lenguas de los diaguitas e identificar los vocablos de su dialecto”.

 

Por su parte, Lautaro Rodríguez añadió que “en la exposición mencionamos que los antiguos habitantes del departamento eran los diaguitas, que significa, gente que habita en los valles, perteneciendo estos a  la cultura aguada. Los españoles cuando llegaron a esta tierra se encontraron con un pueblo pacífico y sedentario, que vivía en un lugar fijo, para defenderse de los ataques de otros pueblos.  Construían sus viviendas con piedras superpuestas, siendo el techo de paja y barro”. Remarcó que “los pueblos era pequeños, entre treinta y cuarenta casas, donde vivían los abuelos con sus esposas y nietos. Eran excelentes agricultores  y como vivían en las montañas construían terrazas de cultivos, con canales de riego”. Explicó que “entres sus cultivos se contaban papa, maíz, poroto y cosechaban algarroba con lo que hacían una bebida llamada añapa. En tanto que las mujeres se dedicaban al hilado y teñido de la lana, los hombres criaban llamas y vicuñas para el consumo de su carne y la utilización de la lana. Fueron grandes orfebres, construían vasijas y tinajas donde guardaban alimentos y agua, pero además ahí enterraban a sus muertos y les guardaban culto. El joven estudiante apuntó que “su religión era politeísta, adoraban a varios dioses, para cada una de sus actividades tenían un dios”. Los enumeró haciendo hincapié en que “Llastay  era el Dios de los animales, Yacurmana, Diosa del agua, Huirapuca Diosa del viento, Pachamama, Diosa de la tierra, y el Mikilo una divinidad Diaguita”.

 

Liz Fuentes añadió que motivó la presentación de este trabajo el hecho que entre sus compañeros se planteó el problema que “no conocíamos el origen de los nombres de las localidades de nuestro departamento, además surgió la curiosidad de conocer el significado de los apellidos de nuestros compañeros”.  “De esta manera -aseveró- podemos contar  que nuestro departamento San Blas de Los Sauces, está compuesto por un rosario de pequeñas localidades, ubicadas a la orilla del río de Los Sauces, ellas con sus respectivos significados son, Loro Huasi, Casa de los loros; El Retiro, lugar alejado y solitario; La pirgua, recipiente hecho de pichanas, trenzado sobre horcones para guardar maíz u otros alimentos; Alpasinche, Tierra Dura; Chaupihuasi, casa en medio de las Lomas; Salicas, nombre de un cacique de la zona; San Blas, lleva el nombre en alusión al santo patrono del departamento;  Los Robles, apellido de una familia del lugar; Los Talas, lugar poblado de Talas; Cuipán, alto de los conejos; Schaqui, cerca de los pies secos; Andolucas, casa o alto del sol; Suriyaco, aguada del suri; Amuschina, lugar de llegada, de reuniones que se hacen en el mundo y Tuyubil, paraje de huesos, cementerio.

Al retomar la palabra Lautaro Rodríguez, dijo que se trabajó también con los apellidos. Consultados sobre las conclusiones, aclararon que en el stand se da a conocer “el interés que tenemos para aprender sobre nuestros aborígenes y el respeto, amor y cuidados que se debe tener por los sitios y lugares arqueológicos que son testimonios dejados por asentamientos lejanos en el tiempo”.

 

Expresaron que “esperamos que este incentivo y esmero que pusimos en este proyecto los contagie y promueva el cuidado de lugares que cuentan nuestra historia, ya que ellos hacen a nuestra identidad”.

 

Los flamantes ganadores de la Feria de Ciencias viajarán el próximo 9 de noviembre a presentar su trabajo en Tecnópolis.  Por su parte las profesoras explicaron que lo que más impactó en el stand de exposición fue el sitio arqueológico de Hualco. Aprovecharon para  agradecer al señor Flavio Yapura, encargado del sitio y al arquitecto Henry Sánchez “que nos ayudaron incluso con bibliografía”.

 

Las docentes agradecieron también al vicegobernador Sergio Casas, al intendente Sotomayor y al diputado Gerardo Moreno por el apoyo recibido.

 

Ayuda del Gobierno para solventar gastos de viaje

El diputado Gerardo Moreno informó que gestionó ante el vicegobernador de la provincia una ayuda económica para solventar gastos del viaje de los alumnos de la escuela Flaviano de la Colina de Schaqui a Tecnópolis. De acuerdo a la explicado por el legislador Sauceño, estos fondos otorgados por el “Gobierno de La Rioja, a través del vicegobernador Casas, serán destinados a comprar premios para la realización de una rifa, que tendrá por objetivo recaudar fondos para el mencionado viaje”.

Top Semanal

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

LOCALES

NACIONALES

INTERNACIONES

DEPORTES

SOCIEDAD

FARÁNDULA